Omne vivum ex ovum, ex vivo.

Francesco Redi
, polímata italiano (1626-1697)

jueves, 8 de enero de 2009

¿Qué hay al norte del Polo Norte?

O lo que es lo mismo: ¿Se puede más ir allá del polo norte?

No andan muy descaminados si piensan que la pregunta tiene toda la pinta de ser una pregunta-trampa.

Pero no lo es. Aunque eso sí, no lo es por muy poco.

Lo que sí es una pregunta retórica. Verán por lo que se lo digo.

Si recordamos, el polo norte geográfico es ese punto del horizonte que en el hemisferio norte de la esfera terrestre, su perpendicular pasa por la Estrella Polar.

Por lo que no es más que un punto imaginario, de referencia, que nos marca el norte geográfico de nuestro planeta. Una vez en él ya no es posible viajar más norte. De ninguna de las maneras.

Si lo hacemos desplazándonos sobre la superficie terrestre, intentando ir más al norte, lo único que haremos será alejarnos de él. Ir hacia el Sur, por ejemplo. No. No tiene sentido preguntar que hay al norte del polo norte.

Lo que sí podríamos hacer es “subir” en globo. Ponernos por encima del Polo Norte. Pero eso no significaría que estuviéramos más “al norte”, sino simplemente, más arriba de nuestro norte geográfico.

Que no significa más al norte del Polo norte. Y es que en el espacio no existen ni norte, ni sur, ni este ni oeste.

El polo Norte y Hawking

Ahora que lo recuerdo, en cierta ocasión al científico Stephen Hawking le hicieron esta misma pregunta. Vino a decir que no hay nada más al norte del Polo Norte, como no lo hay más al sur del Polo Sur.

Se tratan de definiciones. No son más que eso.

El Polo Norte es el punto que está más al norte y si nos movemos desde él iremos al sur o al este o al oeste…

El inquieto físico relacionó la pregunta con una de sus inquietudes intelectuales: el completo entendimiento del universo. Porqué es, cómo es y porqué existe. Es decir el Big Bang.

Dijo algo así como: “Preguntarse qué había antes del Big Bang es como preguntarse por un punto que está situado un kilómetro al norte del Polo Norte. No tiene ningún sentido. Ese punto no existe como tampoco existe el tiempo antes del Big Bang”.

Y si lo dice él, siendo vos quien sois, no debe andar lejos la verdad. Lo que es tranquilizador. Claro que también dijo que la inteligencia es la habilidad de adaptarse a los cambios.

O lo que es peor. También dejó caer aquello de: “No esta nada claro que la inteligencia tenga algún valor a largo plazo”.

Es lo que tiene la ciencia de fastidioso, que nunca afirma nada de manera definitiva.

Por cierto, ¿les he dicho que el polo norte se mueve?

No hay comentarios :